Los protectores solares llegan con fuertes subas y podría haber faltantes

Con respecto al año pasado, los precios aumentaron hasta un 50%. Cuánto y cómo deben aplicarse estas cremas de cuidado de la piel. Aunque todavía falta un mes para el verano, los productos para el cuidado de la piel ya tienen una alta demanda.

Y si bien hay muchas promociones y descuentos, según un relevamiento de La Voz los precios son hasta un 50 por ciento superiores a los del año pasado.

Incluso, en algunas farmacias reconocieron que podria haber faltantes de ciertos protectores (algunos son importados), lo que podría elevar aún más su precio antes de los días más calurosos.

“Te diría que casi no se consiguen protectores solares. Hay mucha demanda en esta época”, contó Mauricio, encargado de una farmacia de la zona norte de la ciudad de Córdoba.

“Me sorprendió que subieran tanto los precios. Y quizás aumenten más. Nosotros hacemos un 20 por ciento de descuento en temporada. Si no, es imposible para mucha gente”, agregó.

“Estamos tratando de regularizar el tema de los faltantes en productos de dermocosmética, sobre todo porque se viene la época fuerte. Pero es algo que sucedió todo el año”, expresó la encargada de otra reconocida farmacia de Córdoba.

Las primeras marcas de cremas para el cuidado de la piel contra el sol llegan con subas del 50% respecto del verano anterior. (Facundo Luque)

 

En cuanto a los precios, consignó que han subidos cerca de un 40 por ciento. “Están carísimos. Por eso hacemos promociones, con el respaldo de proveedores. El laboratorio aporta un 15 por ciento y la farmacia otro 15 para que le sea más conveniente al cliente”, agregó.

Vale apuntar que los protectores solares no entran en la cobertura de las obras sociales. Hay algunas iniciativas en el Congreso de la Nación, pero que no han prosperado.

“Excepto por alguna marca puntual que se venda bajo receta, por un problema de piel puntual, no están cubiertos los productos de dermocosmética por las obras sociales”, expresaron desde una farmacia.

Precios

Un protector solar de niños factor 50 cuesta entre 850 pesos y 2.300 pesos, según la marca. Los de factor 30 se pueden conseguir por menos. La línea de bebés (factor 75 cuesta 1400 pesos), aunque en esta gama hay promociones de hasta el 50 por ciento de descuento.

En tanto, hay diferentes tipos de protectores para adultos, que van desde los 800 pesos a los 3.000 pesos.

Una de las lociones de marca reconocida es uno de los pocos productos para el sol incluido dentro del listado de Precios Cuidados para Córdoba. El pote de Nivea factor 40 de 200ml tiene un valor de 810 pesos. Sin embargo, no se encuentra fácil en las farmacias.

En tanto, los protectores labiales arrancan en los 100 pesos y pueden costar hasta 500 pesos, según la marca.

Cómo usar el protector

Si la exposición al sol es continua en verano, es decir, si durante las vacaciones se va a la pileta, al río o a la playa todos los días, hay que colocarse protector diariamente. Un pote de 300 mililitros puede durar una semana.

“Se recomiendan dos aplicaciones diarias. Una 20 minutos antes de salir al sol y otra después del almuerzo. Y si la persona va al río o la pileta hay que agregarle una aplicación cada vez que sale del agua”, dijo el Dr. José María Verduzco, Jefe del Servicio de Dermatología del Sanatorio Allende.

En cuanto al factor de protección solar, el especialista manifestó que lo ideal es usar “de 50 para arriba”.

Además, señaló que para los niños menores de un año se recomienda poca exposición al sol.

Por último, expresó que la crema post solar puede utilizarse “según la molestia que genere la exposición solar, ya sea ardor o picazón. En esos casos, la crema actúa como un bálsamo. Si la persona no siente molestias, no es necesario aplicarla”.
Recomendaciones

El Ministerio de Salud de la Nación sostiene que la exposición excesiva al sol puede producir envejecimiento de la piel, cataratas y cáncer de piel.

Por ello, recomienda evitar la exposición entre las 10 de la mañana y las 16.

Si se va a realizar actividad física, debe hacerse e las horas de menos calor, con ropa holgada, liviana y preferentemente de colores claros. Recomienda cubrirse la cabeza y llevar siempre una botella de agua para mantenerse hidratado. Además, tomar abundante agua antes, durante y después del ejercicio.

Hay grupos que potencialmente pueden resultar más afectados: las mujeres embarazadas; los bebés y niños pequeños; las personas mayores de 65 años; y quienes padecen enfermedades crónicas como, por ejemplo, afecciones respiratorias o cardíacas, hipertensión arterial, obesidad y/o diabetes.

 

Fuente: lavoz.com.ar

gif DEPORBINGO COMUNICADO 350x200px

Gobierno del Chaco

Lo más visto en los últimos